Aristoteles vs Kant

Tiempo de lectura: 3 minutos

Entre Aristóteles y Kant existen grandes diferencias una de las más importantes es sobre lo que se refiere al cumplimiento de la ley moral, para Kant esto es un fin en sí mismo no un medio para algo, pero para Aristóteles el bien supremo que es la felicidad solo se alcanza por medio de la virtud. Esto nos llevaría a que la ética aristotélica es una ética material, a diferencia de los postulados de Kant que lo ponen en una ética formal, o sea que para Kant no importa tanto el contenido de la ley moral Sino su forma y su cumplimiento está por encima de la felicidad ya que esto es un deber.

Para Kant la conducta humana está determinada por las normas que hacen que estas actúen dentro de la sociedad esto hace buenas o malas personas. Por eso él plantea la idea de los imperativos estos son un mandato cuya acción es por sí misma objetiva y necesaria, obliga de una manera absoluta, por puro deber y sin ninguna condición. Esto es pues una ley de carácter universal, es la ley en la que Kant quiere fundamentar la ética en la que la ley moral se da desde la misma voluntad.

La fórmula general del imperativo categórico es: «Obra según una máxima tal que puedas querer al mismo tiempo que se convierta en ley universal». O «Obra de tal modo que te relaciones con la humanidad, tanto en tu persona como en la de cualquier otro, siempre como un fin, y nunca sólo como un medio» En conclusión los imperativos establecen un actuar de acuerdo a aplicaciones universales siempre como un fin y no solo como un medio partiendo desde la voluntad de acuerdo a la razón.

Retomando Aristóteles, él nos dice que el fin de las acciones humanas e s la felicidad o eudaimonía, está representa al hombre que hace su vida en función de la virtud interior y del dominio de sí mismo, que son las condiciones para lograr el estado de felicidad ya que las virtudes para Aristóteles están determinadas por la capacidad y el ejercicio de los hábitos para comportarse de un modo determinado en cuanto se encuentra su fin y su propósito, no sólo en mantener las relaciones necesarias para que se logre la multiplicidad de bienes internos a las prácticas de los hábitos, y la virtudes aristotélicas

No sólo en sostener la forma de vida individual en donde el individuo puede buscar su propio bien, sino que el resultado del ejercicio de los buenos hábitos da la capacidad de autocontrol que facilita adquirir las virtudes.

También podemos pensar que Kant es la clave del pensamiento contemporáneo, Ya que a partir de él entendemos que la razón y las acciones humanas van de la mano llegamos al entendimiento de lo que nos hace culpables de nuestro actos, Culpables porque tenemos la capacidad para propia como seres humanos de discernir qué actos afectan a nuestro cercanos o a la misma humanidad. Si partimos de esto la humanidad llegará a otra era de perfeccionamiento a través de la razón.

Para finalizar podemos observar que Kant considera que la conducta humana es buena o justa en cuanto sus acciones han sido relacionadas y de estas se han conformado normas que regulan el actuar de lo demás individuos de una sociedad, estas normas deben ser de carácter universal, Pero para Aristóteles la clave está en el término medio, es pensar en no pecar por exceso ni por defecto.

En lo que sí coinciden Kant y Aristóteles es en la necesidad de la reflexión del conocimiento humano, sus acciones y consecuencias.

Referencias

Notas

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.